Aqualia alerta sobre la necesidad de revisar las instalaciones domiciliarias de agua por los efectos de “Filomena” y de la ola de frío

Aqualia recomienda a la ciudadanía que revisen sus instalaciones interiores para detectar cualquier incidencia en las mismas y poder solucionarlo.

Además piden que se revisen también la segundas residencias que llevan meses vacías por las restricciones de la pandemia pues se pueden estar produciendo también daños en las tuberías de abastecimiento.

Aqualia, empresa concesionaria de la gestión integral del agua en varios  municipios de Toledo, informa a los ciudadanos que, debido a los extraordinarios y devastadores fenómenos meteorológicos acaecidos en estos días de nieve y temperaturas bajo cero de manera continuada, los consumos de agua se han disparado a valores estivales. Además, se han producido congelaciones en tuberías, acometidas, contadores y redes privativas domiciliarias de viviendas.

El sistema de tuberías interiores de algunas viviendas se han congelado y los problemas que esto ocasiona no son solo los derivados de no poder disponer de suministro de agua, sino que además se pueden cuartear o agrietar las tuberías. Si esto ocurre durante el tiempo que estén congeladas existe el riesgo de que al producirse la descongelación, aparezcan fugas de agua en los interiores de viviendas y/o fincas.

Aqualia, en colaboración con los ayuntamientos de los municipios en los que presta servicio, está solucionando todas las incidencias generadas hasta donde es su responsabilidad, pero no puede actuar en la red privativa de cada finca. Por ello, recomienda a los ciudadanos que vigilen el correcto funcionamiento de su sistema de abastecimiento privativo, es decir, desde la llave de acometida o en su defecto desde la fachada hacia el interior de sus viviendas.

Se está realizando una revisión de todos los suministros, por lo que si se detectase algún consumo anómalo se les comunicará de inmediato para la revisión y arreglo del sistema interior de agua pero, dada la cantidad ingente de incidencias que se están intentado resolver con urgencia se recomienda a los ciudadanos que realicen una revisión de sus viviendas e instalaciones para detectar cualquier anomalía en las mismas.

Por otro lado, la existencia en la región de un gran número de segundas residencias que han permanecido cerradas durante largas temporadas durante la pandemia, hace posible que se hayan producido incidencias en las instalaciones interiores, por lo que se recomienda, en la medida de lo posible dadas las restricciones de movilidad actuales, cerrar la llave de entrada a dichas residencias ya sea por el propietario directamente, familiares, amigos o conocidos.

¡Deja tu opinión!