La nueva línea de ayudas de mejora de explotaciones contará con recursos suficientes para todos los planes que presenten los agricultores y ganaderos

El consejero de Agricultura, Agua y Desarrollo Rural, Francisco Martínez Arroyo, ha indicado esta mañana que esta línea de ayuda para profesionales se publicará una vez finalice el plazo de solicitud de la de jóvenes y mejora, de la que ya están las bases, y que está prevista emitir para mediados de este mes de febrero. 

La nueva línea de ayudas de mejora de explotaciones para profesionales, a la que podrán concurrir tanto agricultores como ganaderos de Castilla-La Mancha, para naves o modernización de riegos, entre otras cuestiones, estará lista en primavera y contará “con recursos suficientes para todos los planes de mejora presentados” tanto por los afectados por la borrasca ‘Filomena’ como por quienes no lo han estado.
 
El consejero de Agricultura, Agua y Desarrollo Rural, Francisco Martínez Arroyo, así lo ha indicado esta mañana durante su intervención en la Comisión de las Cortes al objeto de informar sobre la incidencia, medidas adoptadas y actuaciones previstas, en relación con el temporal ‘Filomena’ y sus consecuencias en Castilla-La Mancha, en el ámbito de su Consejería.
 
Francisco Martínez Arroyo ha precisado que esta nueva convocatoria se publicará cuando finalice el plazo de solicitud de la jóvenes y mejora, de la cual ya han salido las bases y cuya convocatoria está prevista emitir a mediados de este mes de febrero.
 
En este punto, el consejero ha recalcado el “gran esfuerzo” realizado desde el Ejecutivo castellano-manchego desde el año 2015, lo que ha permitido la incorporación al sector de 2.660 chicos y chicas. La convocatoria de jóvenes de este 2021, contempla inversiones de 50 millones de euros para la incorporación y otros 50 millones de euros para los planes de mejora, todo con el objetivo de que ningún joven se quede sin posibilidades y se sientan amparados por el apoyo del Gobierno regional.

Además, el consejero de Agricultura, Agua y Desarrollo Rural, Francisco Martínez Arroyo, ha destacado que desde 2017 y hasta el momento, a través del convenio de colaboración suscrito entre la Consejería con las entidades financieras de la región para otorgar en cualquier momento de año préstamos de hasta 40.000 euros para agricultores y ganaderos, se han beneficiado ya 4.794 profesionales en el sector agrario y se han puesto a su disposición 176,5 millones de euros.
 
Lo importante, ha resaltado, es que “están a su disposición para hacer frente a los daños producidos”, también por el temporal ‘Filomena’, algo que muchos profesionales están demandando en estos momentos.
 
En cuanto a los seguros existentes, y pese a que Martínez Arroyo ha dejado claro que necesitan muchas mejoras y “hay que hacer una revisión en profundidad”, algo que ya se ha transmitido al Ministerio para adaptar el sistema respecto al cambio climático que estamos sufriendo, ha puesto sobre la mesa que 50.000 agricultores y ganaderos en la región contrataron un seguro agrario, pasando con incremento de un 16 por ciento desde 2016. Y es que cada vez más se está impulsando entre los agricultores y ganaderos profesionales que los seguros son una herramienta más para sus explotaciones, según ha apuntado.

El aporte de agua a acuíferos y embalses

El lado positivo del temporal ‘Filomena’, ha resaltado Martínez Arroyo, ha sido el aporte de agua a acuíferos y embalses de la región, con una mejor situación ahora que cuando comenzó la borrasca.
 
Así, en la cuenca del Tajo los embalses de cabecera, se encuentran al 27,87 por ciento de su capacidad y en apenas un mes y debido a aportaciones nevada han aumentado en 84 hm3.  En la misma los embalses de Burguillo y San Juan, en el Alberche, han incrementado sus existencias de 252,31 hm3 a 269,12 y globalmente se sitúan al 80% de su capacidad, lo que hace prever que en este año hidrológico “no habrá problemas significativos en los abastecimientos y regadíos dependientes del Alberche” en esta región.
 
También ha mejorado sustancialmente la situación en la cuenca del Henares. El embalse de Beleña, que abastece a la Mancomunidad del Sorbe (Alcalá de Henares y Corredor del Henares y entorno de Guadalajara) ha incrementado sus existencias en unos 6 hm3, superando los 44 y se encuentra ya al 83% de su capacidad; por lo que lo más probable es que vierta en los próximos meses. También ha subido sustancialmente (unos 11 hm3) el embalse de Alcorlo, teniendo en estos momentos 106 hm3 y se encuentra al 59% de su capacidad.

El sistema que menos ha mejorado es el del Tajuña. Aún así, el embalse de la Tajera ha subido unos 2 hm3 y embalsa un total de 35 (59% de su capacidad).
 
En cuanto a los caudales circulantes por el río Tajo, en Aranjuez, ha dicho Martínez Arroyo, que prácticamente no se notan los efectos del deshielo, dado que la cuenca aguas abajo de Bolarque tiene muy poca superficie, pero en Toledo y Talavera de la Reina, la crecida es evidente.
 
En el Guadiana, por ejemplo, el embalse de Peñarroya se encuentra lleno (48 hm3 sobre una capacidad de 49,9) y aliviando agua. Como es probable que ese caudal entrante se mantenga durante varias semanas es más que previsible que terminará llegando parte del agua a las Tablas de Daimiel.

¡Deja tu opinión!