EL CAMUÑERO JOSÉ MANUEL GALLEGO CONSIGUE UN SOL DE LA GUÍA REPSOL

El plato con mayor éxito de su restaurante son los canelones de caza y el camuñero puede presumir de hacer algunas de las mejores tapas de la provincia y de España.

La guía Repsol ha distinguido esta semana a los mejores restaurantes, que ya cuentan con su recomendación para ser visitados, con la entrega de sus famosos soles, enseña de identidad de la buena cocina.

Este año ha sido galardonado el Restaurante «La Clandestina de las Tendillas» de Toledo que pertenece al camuñero José Manuel Gallego, quien ya tiene una importante lista de premios que han reconocido su cocina como ejemplo de lo mejor de la cocina manchega.

El camuñero ha conseguido un sol y ha entrado en la guía Repsol de los mejores restaurantes de España, tras haber sido calificada su cocina como una de las mejores por unos inspectores que de incógnito suelen visitar este tipo de locales, para emitir a posteriori un juicio que después acaba en la entrega de los tres soles, dos soles o un sol.

Ubicado el restaurante en el casco histórico de Toledo hace tres años ya se incluyó entre los restaurantes recomendados en la guía Repsol, donde ha subido a la categoría de los mejores restaurantes de España, entre los que se encuentran dentro de esta guía.

La calidad de la cocina de estos restaurantes distinguidos es lo que les concede la excelencia de tener algún sol dela guía Repsol, y el camuñero José Manuel Gallego ha manifestado sentirse orgulloso de recibir este premio, que considera que ha sido consecuencia de su trabajo diario.

La cocina del restaurante «La Clandestina de las Tendillas» se caracteriza por elaborar platos manchegos con productos tradicionales de siempre, a los que se les da un toque especial que les distingue.

«Los productos que trabajamos son duros de elaborar, productos como la gallina, el conejo, la liebre…, que son los que han cocinado las abuelas de antes pero que en nuestro restaurante tienen ese toque actual que llega al paladar, a veces sin saber el cliente qué ha tomado, manifestándote sentirse satisfecho», dice el chef.

Nuevas técnicas de cocina en guisos de antes, es la idea que ha trabajado José Manuel Gallego desde que inició su proyecto hace cinco años en Toledo; así el mayor logro de este restaurante son los canelones de caza, el producto más vendido.

«Nuestro canelón de caza está lleno de un morteruelo, un morteruelo es un paté de caza de la zona de Cuenca que se hace con liebre, conejo y perdiz de campo», explica Gallego.

José Manuel Gallego ha ganado varias veces en Toledo el concurso de la Tapa y ha sido dos veces subcampeón de España de tapas; y es que la cocina más manchega la ha trasladado desde Camuñas a la capital Imperial donde la pueden degustar turistas y residentes, españoles y foráneos.

¡Deja tu opinión!