Quintanar honra con actos religiosos, al patrón del campo, San Isidro Labrador

Los actos se han desarrollado en el Convento de los Padres Franciscanos durante toda la semana y se cerraban con una Misa Solemne en honor a San Isidro y Santa María de la Cabeza.

El 15 de mayo, festividad de San Isidro Labrador, patrón del campo, es un día importante para la localidad quintanareña, donde la agricultura es uno de sus principales sectores económicos. Por ello, cada año, el municipio rinde homenaje al santo con diferentes actos litúrgicos y festivos que en estos dos últimos años se han visto marcados por la pandemia.

Si el año pasado no pudieron celebrarse, ni siquiera actos religiosos; este año, las circunstancias han dado una pequeña tregua y la Hermandad de San Isidro Labrador ha querido organizar algunos actos litúrgicos para honrar a su patrón.

Así, tal y como explicaba el presidente de la Hermandad, Jesús Aguilar, durante los días 12, 13 y 14 de mayo ha tenido lugar el Triduo en el Convento de los Padres Franciscanos y donde la imagen de San Isidro ha estado acompañada por la de su esposa, Santa María de la Cabeza.

Hoy sábado, 15 de mayo, tenía lugar una Solemne Misa en su honor también en el Convento y en la que ha participado el Coro San Francisco de Asís. En la misma, acompañando a los miembros de la Junta Directiva de la Hermandad y socios, han estado presentes el primer teniente de alcalde, José María Viller y el concejal del PP, Jesús Toledo. Además, la Reina y Damas de San Isidro asistían luciendo el traje de manchegas como manda la tradición.

Jesús Aguilar, agradecía a todas las personas que han tenido a bien acompañarles en los diferentes actos religiosos organizados y expresaba su deseo del fin de la pandemia para poder celebrar esta festividad como se merece en los próximos años. “Ha sido un año complicado que no nos ha permitido hacer todo lo que queríamos pero tocaba adaptarnos a las circunstancias”.

No obstante, desde la Hermandad han estado trabajando adecentando la ermita y la pradera donde en la mañana de este sábado, el sacerdote ha procedido a bendecir los campos.

Por su parte, el primer teniente de alcalde, José María Viller, felicitaba a la Hermandad por su festividad y por el trabajo llevado a cabo, no sólo durante la organización de los actos en honor a San Isidro, sino por la labor que desarrollan durante todo el año para mantener la ermita y sus aledaños. Del mismo modo, deseó que el próximo año la fiesta pueda celebrarse como siempre porque eso será señal de que la pandemia ha llegado a su fin.

¡Deja tu opinión!