El Gobierno inicia en Alcázar de San Juan y La Solana las primeras pruebas de compatibilidad entre 5G y TDT en la banda de 700 MHz en España

5 g

El Ministerio de Asuntos Económicos y Transformación Digital, junto con los operadores de telefonía móvil y los fabricantes de equipos, comienzan una prueba en los municipios de Alcázar de San Juan y La Solana, en la provincia de Ciudad Real, para analizar la convivencia de la quinta generación de tecnología móvil (5G) con la Televisión Digital Terrestre (TDT).

Con este ensayo se pretende evaluar si el uso de la banda de 700 MHz para el despliegue de 5G puede tener alguna influencia en las emisiones de la TDT que utilizan la banda de 470 MHz a 694 MHz. Además, se realizarán las actuaciones de mitigación que puedan ser necesarias y se adquirirá conocimiento para resolver las posibles incompatibilidades.

La banda de 700 MHz es una de las bandas prioritarias para el desarrollo de redes y servicios 5G. La realización de las pruebas se lleva a cabo de manera previa a la asignación de estas frecuencias, que se celebrará el próximo mes de julio. Cuando las frecuencias se adjudiquen, los operadores de telecomunicaciones podrán desplegar redes y servicios 5G de manera más extensa.

Las pruebas incluirán la evaluación en diferentes tipos de instalaciones de recepción TDT, tanto en un entorno urbano como rural, de manera que los datos obtenidos permitan extrapolar las conclusiones a nivel nacional.

En ambas localidades existe una muestra representativa de todos los tipos de instalaciones de recepción existentes en España. La prueba durará cuatro semanas, aunque esta duración podría reducirse si se obtiene información concluyente.

Los ciudadanos que necesiten más información o tengan algún tipo de incidencia en la recepción de la TDT durante la duración de este piloto pueden contactar con los teléfonos 910 88 98 79 y 901 20 10 04.

El impulso de la tecnología 5G es una prioridad recogida en el Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia. Esta tecnología permite la hiperconectividad, es decir, conexiones permanentes, de alta capacidad y a gran velocidad entre personas y máquinas, por lo que será muy disruptiva para las comunicaciones y, especialmente, para la economía.

El Gobierno presentó en diciembre de 2020 la Estrategia de impulso al 5G, un plan para acelerar el despliegue de estas redes en España que está dotado con 2.000 millones de euros hasta 2025, de los que 1.500 millones están incluidos en el Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia.

¡Deja tu opinión!