LA ASOCIACIÓN DE MUJERES OPAÑEL PRESENTÓ LA GUÍA SOBRE VIOLENCIA DE GÉNERO EN ADOLESCENTES Y JÓVENES EN EL MEDIO RURAL

LA ASOCIACIÓN DE MUJERES OPAÑEL PRESENTÓ LA GUÍA SOBRE VIOLENCIA DE GÉNERO EN ADOLESCENTES Y JÓVENES EN EL MEDIO RURAL

El pasado miércoles 20 de octubre la Asociación de Mujeres Opañel, ong de ámbito nacional que actúa en las comunidades de Madrid y Castilla-La Mancha, para dar respuestas a las necesidades de autonomía económica y personal de las mujeres con pocos recursos personales y sociales, se acercaba a la localidad de Madridejos para presentar la guía sobre violencia de género en adolescentes y juventud en el medio rural.

.

El acto que duró dos horas y media tuvo por cometido la presentación de la guía formativa para profesionales sobre relaciones igualitarias y prevención de violencia de género que sufren las adolescentes y jóvenes en el ámbito rural; guía que se realizó en 2020.

Asistieron al acto varias trabajadoras de los Centros de la Mujer de Madridejos, Consuegra y Villafranca de los Caballeros, y representantes del Centro Social de Madridejos, profesoras y representantes del Ayuntamiento.

Inauguró el acto la delegada provincial de Toledo de la Consejería de Igualdad y portavoz, Nuria Cogolludo Menor junto al alcalde de Madridejos,  José Antonio Contreras Nieves, a quienes acompañó la concejala de Mujer e Igualdad, Concepción Moreno.

Tras la inauguración del acto, fueron las representantes de la Asociación Mujeres Opañel quienes desglosaron esta segunda guía sobre la violencia de género para trabajar con adolescentes y jóvenes, en institutos y en los propios centros de la mujer, ya que se atienden a personas a partir de los 16 años por casos de violencia de género.

En cuanto a la metodología para el trabajo con los jóvenes se desarrolló en qué consiste el aprendizaje de servicio, el aprendizaje dialógico y el método KIWA.

“El método KIWA es un método que han creado para prevenir el acoso escolar en las escuelas públicas, que consideramos que puede ser muy efectivo para el trabajo de la violencia de género en el que se trabaja con la víctima y su entorno, a través de distintas dinámicas, además impide que se normalicen ciertas conductas”, explicaban las Mujeres Opañel.

En la charla se hizo una prueba para saber la opinión de las profesionales que asistían al acto sobre qué condicionante se tienen a la hora de trabajar en grupo para prevenir la violencia de género, en la que la mayoría coincidió en que el condicionante más fuerte a día de hoy siguen siendo los estereotipos.

Se apuntaron otros condicionantes por las ponentes como la disocialización diferenciada, los modelos de atracción, el discurso de odio y políticamente correcto, la negación de existencia de violencia de género, la falta de empatía, los conflictos en grupo o la resistencia a hablar de violencia de género.

Desde la Asociación de Mujeres Opañel se apuntó que las redes sociales son buenas como herramienta de trabajo, porque a partir de ellas se llega a mucha información sobre casos de violencia de género.

Las redes sociales y la violencia de género digital fue  el tema en el que se manifestaron casos de violencia de género a través de la reiterada invasión a la víctima, la recurrencia, la invasión, la prohibición del contacto social con otras personas o que la víctima esté controlada en sus horas de conexión y desconexión en redes sociales.

Mujeres Opañel aconsejó que en los trabajos en grupo hay que dinamizar y adaptar las necesidades del momento al grupo, escuchar sus necesidades, experiencias, observar la dinámica en la que se mueven en el día a día, hablar en positivo e implicarles en la solución, entre otros.

Se vio cómo aplicar la caja de herramientas de esta guía para ayudar a explicar la violencia de género en adolescentes y jóvenes, y dejó claro la asociación que al hablar de la prevención de la  violencia de género no se está hablando de una ideología, sino de una defensa de los derechos humanos.

Desde la Asociación Opañel también se aconsejó que es muy bueno utilizar algunas herramientas para el trabajo de la violencia de género como la aplicación kahoot,  el generador de códigos QR, el teatro foro o la herramienta Kialo basada en el diálogo.

A lo largo de la sesión hubo un intercambio de opiniones muy distendido entre las ponentes y las profesionales que asistieron, llevándose las profesionales al término de la sesión todas las herramientas para aplicar las distintas actuaciones de sensibilización y prevención de la violencia de género en adolescentes y jóvenes en el ámbito rural.

.

¡Deja tu opinión!