La hija de Miguel Delibes asiste en Quintanar a un encuentro con estudiantes

El encuentro, al que acudían estudiantes de los dos institutos de la localidad y miembros de los Talleres Cienlee, se ha producido en el Salón de Plenos del Ayuntamiento donde Elisa Delibes ha dado a conocer la figura más humana de su padre.

Quintanar de la Orden acogía en la mañana de este viernes, 10 de diciembre, un encuentro entre Elisa Delibes, hija del novelista español Miguel Delibes y estudiantes de bachillerato. Una actividad que se enmarca dentro de la celebración en 2020 del centenario del nacimiento del escritor en la que se involucraron de lleno Quintanar, su Biblioteca Pública Municipal y los Talleres Cienlee y desde la que no han parado de trabajar y realizar actividades enfocadas a la figura y obra de Delibes. La conmemoración se ha visto culminadas con este encuentro y con la exposición “Miguel Delibes ilustrador: los dibujos de El Camino” inaugurada hace un mes en la Casa de Piedra.

La presidenta de la Fundación, Elisa Delibes de Castro, ha estado acompañada por el director de la Fundación, Fernando Zamácola; el alcalde de Quintanar, Juan Carlos Navalón; la directora de la Biblioteca Pública Municipal, Manuela Sevilla; y la directora de los talleres Cienlee, Jaqueline Oliver.

Precisamente la directora de la Biblioteca, Manuela Sevilla abría el acto recordando todos los eventos que se han llevado a cabo desde los Talleres Cienlee. Sevilla destacaba que Delibes siempre ha sido un referente para profesores y alumnado de bachillerato. “Él era una persona que anticipaba muchas cosas, que supo muy bien cuáles eran sus raíces y que siempre estuvo muy arraigado a su tierra natal Valladolid”.

Recordaba Sevilla que son más de medio centenar de obras las que escribió a lo que hay que sumar las adaptaciones a teatro y al cine. “Detrás de cada novela hay muchos temas de fondo, hay un gran Miguel Delibes”, afirmaba.

Por su parte, Jaqueline Oliver, explicó cómo han trabajado desde los Talleres Cienlee, como se inició su vinculación con la Fundación Miguel Delibes hasta llegar a contar en Quintanar con la exposición “Miguel Delibes ilustrador: los dibujos de El Camino”. Oliver tenía palabras de agradecimiento para la Fundación por el apoyo mostrado desde el primer momento y la atención hacia las actividades que desarrollaban los chicos y chicas de los Talleres que durante todo este tiempo han podido conocer a Delibes en sus diferentes facetas como la de periodista, narrador o apasionado por la naturaleza.

Destacaba Jaqueline la donación de la obra completa de Miguel Delibes a la Biblioteca Municipal “porque supone un regalo para el pueblo de Quintanar y para los amantes de Delibes”.

“Es importante recordar la labor de Delibes porque fue un hombre que no sólo escribía, sino que observaba, pensaba, se preocupaba, un hombre que, sin lugar a dudas, marcó un momento y por ello es importante mantener viva la figura de Delibes dándola a conocer a través de actos de este tipo”.

Un recorrido por la vida de Miguel Delibes

Elisa, agradecía a la Biblioteca y los Talleres Cienlee el interés por Miguel Delibes y el trabajo desarrollado con sus usuarios. “Es un orgullo que en lugares queridos por mi padre como es esta zona de Quintanar de la Orden y su comarca, donde él venía a cazar, muestren ese interés por la figura de mi padre y valor mucho el intenso trabajo que nos consta han desarrollado a lo largo de todos estos meses”.

Elisa Delibes realizó una interesante ponencia sobre la vida de su padre, explicando, quizá, la figura menos conocida del escritor, la más humana.  Definía, en primer lugar, a su padre como una persona triste desde su infancia hasta el fin de sus días, pero un hombre que sí fue profeta en su tierra además de un gran amante de la misma, de su Valladolid natal.

Tal y como explicaba Elisa, en las novelas de Delibes se encuentran principalmente tres temas: infancia, naturaleza y muerte.

Elisa Delibes quiso mostrar la faceta más personal y humana de su padre desde su infancia, pasando por su adolescencia, sus inicios en la literatura y su vida familiar casándose con Ángeles de Castro con la que tuvo siete hijos, destacando los momentos más importantes que vivió como escritor, así como los últimos años de su vida.

Tras la exposición Elisa respondió a algunas preguntas que los presentes tuvieron para ella llevándose un buen sabor de boca de la experiencia vivida en Quintanar.

Cerraba el acto el alcalde, quien manifestaba que “hoy es uno de esos días en los que merece la pena ser alcalde y ver el salón de plenos lleno de estudiantes y profesores que vienen a escuchar a una persona testimonio vivo de Miguel Delibes”. Navalón señalaba que gracias a la ponencia de Elisa, los presentes han podido conocer  la personalidad y el aspecto humano menos conocido de Delibes y que nunca se enseña en las clases de literatura del instituto. El primer edil agradecía la visita de Elisa y Fernando y también el trabajo de los Talleres Cinlee y la Biblioteca Municipal “que siempre apuesta por la Cultura y la Educación en Quintanar”.  

¡Deja tu opinión!