Quintanar celebra la festividad de los Santos Abuelos San Joaquín y Santa Ana

La localidad quintanareña se vestía de gala la tarde del martes, 26 de julio, para celebrar la festividad de San Joaquín y Santa Ana, conocidos como los Santos Abuelos y titulares de la ermita que lleva su nombre, una de las más antiguas de Quintanar.

Como marca la tradición, cada 26 de julio, día de su onomástica, la Hermandad de San Joaquín y Santa Ana celebra los actos centrales de la fiesta con la Misa y Procesión en honor a los Santos Abuelos.

Previamente, los días 23, 24 y 25 de julio se celebraba en el Convento de los Padres Franciscanos, el Triduo en su honor; mientras que la Misa tenía lugar en su ermita, recientemente rehabilitada y que aprovechaba este día tan especial para abrir de nuevo sus puertas al culto y ser bendecida.

Tras la misa, oficiada por el vicario parroquial, Francisco Aparicio y a la que asistían concejales de la Corporación Municipal y la nueva Junta Directiva de la Hermandad, presidida por Alfonso Aguilar, tenía lugar la procesión con las imágenes de San Joaquín y Santa Ana portados en andas y acompañados por la Banda de Cornetas y Tambores de Santa Ana que han vuelto a retomar su actividad con fuerza tras una época sin participar en las actividades.

Tras recorrer las calles del municipio, la comitiva regresaba al punto de partida, el Barrio de Santa Ana, donde les esperaba la Asociación de Bailes Regionales “Raíces Manchegas” que dedicaba a los Santos los típicos bailes regionales.

Los actos continuarán a lo largo de la semana con cine de verano el jueves, y una verbena popular el viernes y el sábado donde se contará con servicio de bar y barbacoa y las actuaciones de artistas y grupos locales como Ariadna Ortiz y Reflexion.

Una ermita totalmente renovada

Al inicio de la misa, tenía lugar la bendición de la ermita tras las obras que se han realizado y que han permitido su renovación y rehabilitación.

Concretamente se ha llevado a cabo la restauración del escalón de acceso al Altar Mayor y reintegración de volúmenes en ese mismo espacio, así como la reintegración de escalones en las capillas laterales y acceso al Presbiterio.

Por otro lado, se han suprimido los poyetes laterales de la fachada y se han reintegrado diversas partes de la puerta principal y el escalón de acceso.

Se ha llevado a cabo una nueva instalación eléctrica con el cambio de luminarias a led, la restauración de bancos de madera y adquisición de unos nuevos, nueva megafonía, arreglo del suelo de la Sacristía y adquisición de mobiliario y nuevo suelo también en el Altar Mayor y la nave central.

Se han restaurado y dorado los tres retablos, se han arreglado las grietas que sufría la cúpula, se ha reconstruído el coro y se ha pintado toda la ermita. En definitiva, una completa reforma que permitirá a la ciudadanía pueda disfrutar de la renovada ermita.

¡Deja tu opinión!

Abrir chat
Hola! Estás en el WhatsApp de Mancha Digital
En que podemos ayudarte?